Blogia
Polémica

Por favor, no se suicide, muérase poco a poco

Por favor, no se suicide, muérase poco a poco

Toni Sala

"Ja hi som altre vegada" ...Eso es lo que me dije hace escasos días, cuando emerge con una "rara", sorprendente y simultánea unanimidad y generosidad en los medios e instituciones, digna de otras ocasiones, una nueva alarma social. Que nadie se engañe, los suicidios de Barakaldo y Granada, no son el detonante de esta nueva alarma social, que nos está invadiendo estos días por tierra, mar y aire. Luego volveré a ello.

Como dicen los afectados, diferentes colectivos y por supuesto los miembros de la PAH y otras entidades, de suicidios los está habiendo cada día (9 exactamente y el mayor porcentaje debido a causas económicas) y la situación de extrema gravedad se arrastra hace tiempo. Por tanto la pregunta es ¿qué encierra o qué quiere conseguir esta nueva alarma social?

Esto es lo que ocurre y transcribo a un periodista de La Vanguardia, como podría ser uno del TN de TV3 o 8TV, que es donde se puede "tragar" uno estos días con todo lujo de detalles y generosidad... la alarma social de los deshaucios: "Ya podían ir protestando las plataformas ciudadanas de apoyo surgidas de la marea indignada, algunos jueces y gente comprometida de signo diverso... Los suicidios de un hombre en Granada y una mujer en Barakaldo lo han interrumpido como dos bombas en el Liceo"...

Pues no, mi querido periodista, hace un mes aproximadamente, antes de los suicidios "publicados" –insisto, de suicidios hay 9 cada día–, me llegaron informaciones fragmentadas, producto de información sensible filtrada por gente con acceso a fuentes de información, que advertían que se estaba cocinando o tramando algo, en instancias del poder, pero no en sentido positivo precisamente. Juntando piezas, hoy, poco a poco se va viendo el objetivo que persigue la alarma social, y es, no dar respuesta real a un problema de fondo, si no "cambiar algo, para que todo siga igual" y a la vez dar la apariencia, que el poder, las instituciones, la prensa, el establishment (incluso la banca y ahora hasta la policía) están muy afectados y preocupados por este drama. Incluso el Gobierno, incluso el PP y PSOE que hoy se reúnen para pactar alguna solución al drama humano, atención, cuando son precisamente los máximos responsables por acción y omisión, de ese mismo drama humano. ¡Qué cinismo y que hipocresía! Excluyendo además a IU, que es quien más ha insistido en dar respuestas a esta situación.

De algún modo se trataría de decir, por favor no se suicide, muérase poco a poco y sin hacer ruido. Se trataría, ahora en serio, a nivel político y esto tiene ya más importancia y significación, más allá de esta reunión y lo que salga de ella, de anticiparse y liderar, integrándolo y desnaturalizándolo, el creciente malestar y movilización social, que coincide además con la presentación de la ILP presentada por la PAH. Amplificando hasta extremos obscenos el drama individual y el suicidio, para humanizar el drama. De hecho no se esconden, ya lo explicitan, se tratar de crear excepciones y aceptar moratorias muy puntuales... como procesos paliativos (como los enfermos terminales, para que puedan morir mejor), que eviten los casos, únicamente los casos más graves, desviando la atención sobre la Ley Hipotecaria, incluso la Dación en Pago, que son los grandes caballos de batalla de las actuales movilizaciones.

De hecho es una gran cortina de humo (otra) para intentar desactivar la movilización creciente y desviar la atención, amplificando los casos más graves, que por supuesto hay que darles respuesta, pero utilizándolos para minorizar el problema de la mayoría social desahuciada (actual y la por venir) e invisibilizar el empobrecimiento generalizado. Se trataría, como hace unos años, de amplificar por tierra, mar y aire, ahora los suicidios, como en su día se hacía con los negritos de África o del tercer mundo, con lágrimas en los ojos y mocos y moscas en la nariz, para que nos olvidemos de nuestro cuarto mundo, que ya hace años está creciendo y mucho, pero que haciéndonos mirar hacia otro lado no han visto algunos (incluida alguna izquierda). Empobrecimiento que ahora se amplía y amplía y amplía hasta llegar a afectar a amplísimas capas de población, incluida la clase media. Atención, he aquí una de las cuestiones de fondo. Y esta situación va a ir a más, en la medida que los trabajadores pobres van a más, es decir aquellas personas que no están registradas como paradas, pues trabajan, pero que no llegan a final de mes, ni a mitad de mes, al tener trabajos de miseria, basura, precarios, parciales, por días, por horas, etc. No deja de ser un escarnio, por cierto, que se hable de importar a España los mini-jobs, pues aquí ya existen hace años y cada año son cientos de miles de personas las que engrosan esta subclase no ya mileurista, sino nimileurista.

Por otro lado los desahucios son 500 al día y creciendo, de hecho según cálculos de expertos, publicados, pero apenas divulgados, el problema no ha hecho más que empezar, pues lo que ahora se está ejecutando, inició su proceso administrativo entre hace 1 y 2 años, antes de que se agudizara la recesión, con despidos masivos, cierre de empresas, etc. y cuando no se habían agotado todavía las prestaciones y subsidios a muchos parados. Ahora ya hay 2 millones de personas sin ningún tipo de ingresos, y los 400.000 desahucios que llevamos no son nada comparado con lo que está por venir, sin contar con los "otros" desahucios, los alquileres, de los que nadie habla...y bien invisibilizados interesa estén, pues ello afecta a ¿800.000 personas? ¿1.200.000? ¿2-4 millones? Un sector de población abandonado a su suerte, en la medida que todas estas personas tienen que volver a vivir junto con sus familiares, tíos, padres o abuelos, o juntarse para poder subsistir en condiciones muchas veces insalubres.

Insisto, el objetivo de esta nueva alarma social, que tiene a TV3 como alumno aventajado, no es otro que minorizar y reducir el problema a los casos extremos y graves, introducir a "Cáritas" en la agenda (o sea la caridad), tapar la lucha y trabajo hecho por la PAH y la ILP, junto con otros movimientos sociales, y hacer aparecer a los no suicidados (los que "pixen sang" cada mes), como población "privilegiada".

Esperemos que en el resto que queda de campaña y luego, nuestros candidatos y líderes, marquen clara la frontera entre nuestra preocupación, nuestra exigencia de justicia, nuestra lucha, para que no nos arrastren otras agendas, como nos han hecho con la "estelada", a posiciones políticamente correctas, que luego horadan a nuestro electorado. No podemos parecer retóricos cuando son ellos los oportunistas, para ello es muy importante la claridad de discurso, decir las cosas por su nombre, utilizar el mínimo el "drama" y denunciar que ahora todo el mundo se sube al carro humanitario.

Y por cierto, hablando de suicidios, y empezando por el de Barakaldo, según fuentes publicadas, la mujer suicidada era socialista, algo que se ha querido destacar, pero lo que no ha trascendido tanto es que tanto ella como su marido tenían un cierto/mínimo nivel de ingresos todavía, lo que confirma lo que vengo insistiendo sobre el empobrecimiento progresivo de las clases medias, y el empobrecimiento incluso de la gente que todavía trabaja, que no llega a final de mes, mucho menos a pagar una hipoteca. Y esto me lleva a otro dato, muy bien guardado en Catalunya, y es que ya hace más de un año, y es una tendencia estabilizada, el registro de suicidios de Barcelona es el más alto de España y el segundo de Europa. ¿Qué fenómeno o problema o gravedad de situaciones puede estar ocurriendo en nuestro entorno, para que haya más suicidios que en Madrid con muchos más habitantes?

Interesante pregunta, que no la va a responder ninguno de los expertos que se lamentan estos días y abogan por una salida humanitaria para paliar los casos más extremos, pero a la vez trabajan y mueven resortes, para que no se vaya más allá de los casos extremos, pues se podría generar un efecto llamada que podría poner en riesgo la recuperación de cientos de millones de euros para el sistema financiero. O sea, que esto es lo que se estaba cocinando y ahora ha salido a la luz, aprovechando el 11-S de los suicidios, haciendo ver que los esfuerzos y pactos que se van a hacer ahora son fruto de la alarma social generada...por ellos mismos para integrar y desactivar la movilización social y convertirla en humanitaria. No permitamos que nos arrastren a la caridad. Sigamos con la PAH, con la ILP y con la lucha por la derogación y cambio profundo de la actual Ley Hipotecaria, por la dación en pago y por otras reivindicaciones que podrían estar ganando masa crítica (la auditoria de la deuda y no al pago de la deuda ilegítima) que podrían estar preocupando a altas instancias de poder. Incluso me atrevería a pensar, en la medida que sigue arreciando la alarma social mediático-política, si no se trata de un operativo para intentar neutralizar y desviar la atención de la huelga general del 14-N, que uno de sus grandes objetivos es unificar luchas, juntar colectivos, vertebrar justicia y no separar lo laboral y lo social. Menos todavía separar justicia y solidaridad. No aflojemos y aprovechemos la campaña electoral para denunciarlo.

Toni Sala es miembro del Front Cívic Catalunya

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres